56-2-22632370 o 56-9-71376242

Comida casera...

Pero bien gourmet

  • Cocina a leña

La alimentación de los turistas en Mallín Colorado no es mera alimentación. Ofrecemos una comida exquisita, casera, sabrosa, preparada con cariño en cocina a leña, con ingredientes frescos de nuestro propio invernadero a cargo de don Víctor, Nowajenski, el ciudador del campo. La cocina está llena de máquinas para hacer pan, hacer pastas, batir, amasar, picar, cortar. Los postres son una delicia, además de cremas y salsas, hacemos tortas, helados, panqueques, todo elaborado ahí. El lugar fue diseñado por María Soledad Arteaga, la dueña del lodge. Es una cocina amplia y muy bonita, hecha completamente a su gusto.

Desde siempre en nuestra casa la comida fue un tema. Todos sabemos cocinar rico, sabroso, y tenemos libros de recetas, todo tipo de máquinas....nos manejamos. Evidentemente se debe a una sola cosa: tenemos una mamá full gastronómica, que siempre dio vueltas entre sus máquinas, enchufes, frascos, piezas de las más diversas utilidades para hacer cosas exquisitas, con sabores y texturas que nunca hemos podido encontrar en otras partes. Y los niños siempre estábamos cerca de ella, por lo tanto en la cocina. Hasta hoy invita a su nietos a meter las manos en la masa.

  • amasadora antigua
  • cocina gourmet

Este estilo es lo que compartimos en el lodge. El desayuno con pan amasado calentito, galletitas de mantequilla, mermeladas caseras, huevos revueltos en el instante y un energético jugo de naranjas con zanahorias recién exprimido. Los almuerzos son super caseros, una entrada contundente y un plato de fondo como para nuestras Fiestas Patrias, cazuela, pastel de choclo, incluso empanadas a veces. Un postre rico y café de máquina. Al final del día, después de las excursiones, de un buen baño con hidromasaje, el club house se convierte en un salón de fiesta. Pisco sour a orillas de la chimenea, una sopa caliente en pocillos de greda, un plato de fondo siempre con carne y ricos acompañamientos, o una contundente lasaña hecha en casa, salmón o cordero con papitas de campo. Las salsas son las protagonistas. Termina la jornada con un postre, siempre exquisito y distinto. Catorce son los menús diferentes que ofrecemos, cada día uno distinto, sabroso y contundente.

Cada año don Víctor prepara la tierra y vuelve a sembrar el invernadero, al principio son débiles hojitas verdes que van saliendo, ahí vienen lechugas, cilantro, albahaca, espinacas, etc. Ya en febrero comienzan a colorear los primeros tomates, crecen enormes los zapallitos italianos, los pepinos, los pimentones. Las ensaladas en la mesa son fresquísimas, ¡qué mejor que comer verduras que hace una hora aun estaban en la mata!!!

  • Invernadero, verduras orgánicas
  • Comedor, club house

Cuando se está de vacaciones en medio de la nada, una buena cama con plumones, ricas sábanas, buena vista, ambiente rústico y buenos baños son indispensables. Si además, a la hora de comer sabemos que la sorpresa es buena, la mesa está bien puesta y las excursiones y el paisaje son de primera calidad, las vacaciones no pueden ser mejores.

Para los aficionados a la cocina, esos que les gusta ponerse el delantal y probar y aprender de todo, ofrecemos un Tour Culinario, en el que cada día se combina perfectamente el turismo con la gastronomía, aprendiendo a distinguir los productos locales, recetas de pan amasado, ver cómo se cosecha y cuida el invernadero, a preparar un asado de cordero al palo. El tour está pensado para que quienes gustan de la buena mesa, disfruten en nuestra cocina patagónica y aprendan algo de lo que hacemos.

  • Morillas, morelle
Cerrar